No ha escondido el guardameta sevillano de Los Palacios las ganas que tenía de jugar en el equipo de la Costa del Sol, algo que parecía que buscaba desde hacía algunas campañas. Ahora, con el objetivo y el sueño cumplido, su misión no es otra que demostrar que la apuesta que han hecho por él en la entidad está dentro de las expectativas que se han creado con la llegada de José Manuel Muñoz García. Wilfred, como le gusta que le llamen, ha descubierto sus deseos por jugar en el Marbella.

“Después de muchos años queriendo jugar en el Marbella lo he conseguido. Este es un club muy ambicioso y hace las cosas bien. Además se une que hay compañeros que conozco y eso es muy importante”.

Ha resaltado que gracias a las labores de Jorge (Rodríguez de Cózar) y de Añón que le han convenido para su llegada no ha tenido dudas ninguna para el fichaje. “Para mí es un honor venir a esta ciudad a jugar a fútbol”.

Pese a que ha sido uno de los grandes fichajes del club en esta pretemporada, Wilfred no quiere que le etiqueten con nada y sí que le se le juzgue por su trabajo. “Soy un portero tranquilo que con la edad (33 años) ha ido mejorando. Ni soy el mejor ni el peor, soy uno más de la categoría y me gusta que los compañeros valoren tu trabajo”.

Wilfred admitió durante su presentación que nada más acabar el playoff de ascenso que estuvo disputado su anterior equipo, el Villanovense, tuvo los primeros contactos con de Cózar para formalizar su fichaje, algo que tenía muy claro que debía llevar a cabo. Su salida del club extremeño, como ya se destacó en la noticia del fichaje del portero sevillano el pasado viernes por este digital, no sentó nada bien en el cuadro serón. Preguntado por ello aseguró que lo único que hizo fue rescindir el contrato con su anterior club. El portero dijo no recordar que tenía una clausula de renovación con el Villanovense.

José Manuel Muñoz tomó el nombre de Wilfred debido al apodo que le pusieron sus vecinos del pueblo hace un buen puñado de años. “Cuando era joven me rapaba el pelo, y como hacía tanto calor me ponía muy moreno. Ahí fue cuando mis vecinos me pusieron Wilfred, como el mítico portero del Rayo Vallecano. Estoy orgulloso de llevar su nombre y me hubiese gustado conocerle personalmente. Una vez pensaron que era hijo suyo cuando jugué el partido Puertollano-Rayo B”.

Otro canterano al primera equipo

Mario Enriquez pasará a ingresar la lista de jugadores de la primera plantilla del Marbella FC. Aunque todavía está en edad juvenil ha firmado un contrato de tres años que le seguirá vinculando con la entidad. Entrenará principalmente con el primer equipo y los jueves y viernes pasará a ser uno más de los canteranos. Su sueño no es otro que debutar con la primera plantilla.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here